Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2011

Virtudes: 4 - Un pequeño detalle: la cortesía

Imagen
Un pequeño detalle: la cortesía


En la vida de un hogar hay toda una serie de pequeños detalles de convivencia que quizás, por pequeños, no los valoramos suficientemente pero que son como el aceite que lubrica el engranaje de una máquina, permitiendo que ésta funcione sin ruidos ni obstáculos. Actúan de forma similar, haciendo que en la convivencia diaria reine la armonía que facilita la función educativa de la familia. Uno de ellos es la cortesía o delicadeza en el trato. Con ella demostramos la atención, respeto o afecto que tenemos hacia los demás. Todo el mundo tiene derecho a nuestra consideración y manifestarla crea una atmósfera de confianza y respeto que condiciona, de manera importante las relaciones entre las personas.

Objetivos: 4 - Derechos y deberes

Imagen
Derechos y deberes
     Si nos preguntáramos qué deseamos para nuestros hijos podríamos darnos esta respuesta: que alcancen un grado de madurez que les permita ejercer bien su libertad.
     Sería un objetivo educativo que probablemente firmaríamos todos y que podría resumir la misión que los padres tenemos encomendada para nuestros hijos.
     Pero, ¿qué es eso de la madurez? ¿En qué consiste? ¿Cómo se nota que se consigue?
     Un indicador del grado de madurez lo podemos encontrar en el binomio derechos-deberes.

Padres: 4 - La necesaria autoridad de los padres

Imagen
La necesaria autoridad de los padres
Un amigo, padre de una hija adolescente, me contó el disgusto que ésta había tenido a raíz de la fiesta de cumpleaños de una íntima amiga suya. Su mujer y él no creyeron conveniente que volviera a casa por su cuenta y habían ido a buscarla a las dos de la madrugada, tal como le anunciaron. Se había sentido avergonzada ante la sonrisa irónica de algunos compañeros y amigas y eso le molestó tanto, que fue motivo de un fuerte enfado con sus padres aquella misma noche. Pero, al día siguiente por la noche, los fue a encontrar, y con otro tono, les explicó el comentario de su amiga, a quien sus padres le habían dejado hacer la fiesta sin ningún tipo de control e interferencia (de hecho, habían aprovechado para hacer un corto viaje). Hablando de la noche anterior, y en un momento de sincera confidencia, su amiga le dijo espontáneamente: ¡cómo te quieren tus padres!
Aquella chica detectó la verdadera razón de la intervención de los padres de su amiga, razón …

Infancia: 4 - ¿Por qué mienten los niños?

Imagen
¿Por qué mienten los niños?

Los niños mienten por las mismas razones por las que mienten los mayores: para esconder una falta, para alcanzar lo codiciado, para evitar un castigo, para lograr una alabanza. Pero hay una diferencia, en los niños la mentira es, casi siempre, un arma defensiva. Por eso, mienten más los inseguros, los tímidos, los que tienen sentimientos de inferioridad. Y lo hacen por miedo, por temor a los castigos o a los enfados de sus padres, por vergüenza, o por no defraudar a lo que se espera de ellos.
A veces la causa puede estar en los padres. Una excesiva rigidez, algunos castigos desproporcionados, algún estallido de genio mal controlado que los ha humillado, unas excesivas aspiraciones nuestras, pueden llevar a mentir al sentirse como acorralados, sin ninguna otra salida. Entonces, es cuando no se atreven a confesar sus faltas, tratan de ocultar las malas notas, hacen trampas o falsean las situaciones, antes que soportar el temporal que les viene encima: temporal …

Familia: 4 - Ambiente familiar

Imagen
Ambiente familiar
Todos somos conscientes de la decisiva influencia que los ambientes ejercen sobre la conducta personal humana. La alegría, el pesimismo, la paz, la inquietud, los nervios, son extraordinariamente contagiosos. Es por ello que es importante el clima, el ambiente que creamos en nuestra misma casa, en nuestra familia. Gran parte del carácter de los hijos y de sus actuaciones durante toda su vida se deberán al clima familiar en el que crezcan.
Algunos ambientes negativos que perjudican notablemente la educación y que deberíamos evitar al máximo son: